We have detected that your language is not Spanish. You may visit the English version here.

El objetivo de una gran parte de los esfuerzos en estrategias de marketing se basa en conseguir el mayor número de datos. Ya sean emails, teléfonos, nombres… todo sirve para crear una extensa y trabajada base de datos que pueda ayudarnos a crecer. Cuando conseguimos esta información tenemos más facilidad para hablar con nuestros clientes potenciales y usuarios nuevos, por lo que las bases de datos están muy cotizadas.

Es cierto que conseguir una buena base de datos conlleva mucho esfuerzo y tiempo, por eso desde hace un tiempo algunas compañías optan por comprar datos directamente pero… es una práctica desaconsejable.

Hace pocos meses te hablábamos en un post de la importancia de tener una base de datos organizada y segmentada, por lo que puedes leerlo de nuevo antes de comenzar esta lectura. Es el tema que vamos a tratar en el post con profundidad.

Qué son y para qué sirve comprar bases de datos de empresas

Una base de datos es una correlación estructurada de registros, datos e información que recopilamos en algún sistema informático. Si hablamos de las bases de datos de empresas, se refiere al listado de nombres, emails o teléfonos de compañías de diferentes sectores.

Son muy demandadas para negocios B2B para así comenzar a enviar campañas de emails o publicidad de todo tipo, dependiendo de los datos que hayan conseguido y al sector al que se dedique la empresa que ha conseguido la base de datos.

La utilidad que una compañía puede dar a tanta información es tan amplia como amplias sean tus estrategias de marketing y ventas, por lo que sin duda son un gran tesoro para quien las tiene y las ha conseguido de forma legal sin comprar a páginas externas.

Qué son y para qué sirve comprar bases de datos de particulares

En este caso ocurre lo mismo pero hablando de individuos. Las bases de datos de particulares son los datos de personas que pueden ser beneficiosas para las empresas. Es una información muy valiosa para cualquier empresa pues esos datos pueden convertirse en clientes potenciales, en ventas y en beneficios por lo que muchos optan por comprar esta información en vez de conseguirla trabajando con otro tipo de campañas.

A primera vista, la compra de bases de datos parece una idea eficaz y rápida pero son muchas las desventajas que te encuentras después y que pueden hacer que tu imagen de marca.

Tipos de bases de datos de clientes

El proceso de creación y compra. Cómo funciona.

Es probable que te preguntes en qué consiste la compra de bases de datos, cómo otras páginas consiguen tanta información para luego venderla. Pues el proceso es básicamente así:

  • Una persona que está interesada en una página web o sus ofertas y novedades, decide suscribirse a la newsletter para no perderse las últimas noticias. Todo este proceso lo hace de forma legal, aceptando los términos y condiciones legales y haciendo clic en el enlace que se le envía al correo para aceptar nuevamente su suscripción.
  • Las newsletters comienzan a llegarle y en cada email aparece un botón para darse de baja si lo quisiera
  • El mismo proceso ocurre con cientos de usuarios diferentes mientras la compañía en cuestión recaba toda esta información y datos
  • Es el momento en el que el administrador de esta web decide vender esta base de datos que se ha trabajado
  • Compañías de todo tipo compran esta y otras listas y empiezan a enviar información a estos suscriptores, que se alertan y algunos incluso les denuncian frente a la Agencia Española de Protección de Datos porque saben que ellos no han dado esa información a la compañía

Así que, aunque parezca una fórmula sencilla y rápida, no es nada recomendable hacerlo y como puedes comprobar, tampoco es ético.

Efectos negativos de comprar bases de datos para tu negocio

Como te comentábamos, no es oro todo lo que reluce y aunque consigas esta base de datos en cuanto empieces a mandar emails con tus ofertas o novedades habrá más de un usuario que se ponga en alerta porque, o bien no te conoce de nada, o sabe que nunca se ha suscrito a tus newsletters.

Es en este momento en el que empezarán a tomar medidas y acudirán a la Agencia Española de Protección de Datos. Y te aseguramos que la sanción no te gustará nada ni te habrá merecido la pena. Pero además de los efectos legales que pueden dañarte y que más tarde te detallaremos, existen otras desventajas:

  • Tu imagen de marca se verá muy dañada. Si algunos usuarios comienzan a descubrir el engaño se correrá la voz y te empezarán a caer críticas, sanciones y enfados por todos lados. Esto hará que, además de no conseguir a esos clientes que creías potenciales, con los que ya trabajabas dejarán de ser fieles y se pasarán a la competencia. Tu credibilidad y confianza se verá dañada para siempre.

  • La tasa de probabilidad de que tus mensajes lleguen a spam es muy alta Si un usuario no ha abierto nunca un email tuyo ni te ha reconocido como contacto, caerás en la bandeja de correo no deseado hasta morir allí sin ser visto. Es decir, tu trabajo no habrá servido para nada.

  • Muchos de los emails que envíes tendrán una altísima tasa de rebote porque son cuentas desfasadas y que hace años que se han dejado de utilizar. Por lo tanto, tu mensaje tampoco llegará a buen puerto. Cuando compras una base de datos tienes muchísimas posibilidades de que te ocurra esto.

Siendo optimista con que tu mensaje lo acabe leyendo alguien, la calidad del usuario es probable que sea bastante mala y hayas malgastado el tiempo para nada. Cuando nosotros mismos construimos nuestra propia de base de datos, lo hacemos pensando en lo que queremos conseguir por lo que toda la información recopilada suele ser de muy buena calidad.

La legalidad de comprar bases de datos

Como te venimos explicando son muchos los problemas que puede causarte como empresa comprar bases de datos. Pero el tema legal puede ser uno de los más serios.

Cuando se trata de hacer una comunicación comercial electrónica de manera masiva debes respetar algunos puntos legales. Hay que respetar la Ley de Comercio Electrónico (LSSI) y la legislación publicitaria pero además como son informaciones que van destinadas normalmente a una persona física, deben cumplir la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD), que te prohíbe el envío de publicidad a destinatarios que nunca han dado su permiso para que les envíes información comercial.

De ahí la importancia que estamos dando al hecho de que el remitente tiene que haber dado un consentimiento para que le lleguen este tipo de informaciones por email. Este consentimiento suele darse cuando damos click en la famosa casilla de “he leído y acepto las condiciones”. Es de esta manera que aceptamos que nos llegue información comercial y los remitentes tienen vía libre para hacerlo.

Las multas por enviar esta publicidad sin consentimiento oscilan entre 40.000€ y 300.000€ ya que estamos incumpliendo la normativa LOPD.

Este tema es mucho más amplio de lo que en un primer momento puedes pensar y los problemas que puedes tener al comprar una base de datos es más amplia de lo que pensamos.

Cómo conseguir una base de datos sin comprarla

Hay que ser claros y para conseguir una buena base de datos sin tener que recurrir a la compra externa de una, tenemos que trabajar duro y ser constantes. Son muchas las estrategias que pueden llevarte a ir recopilando datos y hace un tiempo te hablamos de ello en el post de ¿Utilizas una base de datos de calidad para tus campañas de marketing?.

Este tema puede darnos para un post más extenso en el que hablaremos de algunas estrategias efectivas para crear una base de datos eficiente. Estos son los puntos clave en los que tendrás que fijarte:

Segmenta

Pon el foco en el tipo de público que crees que te conviene más, es decir, si tienes una clínica de fisioterapia deportiva intenta conseguir emails y contactos de deportistas o personas que les guste el deporte, no te centres en jubilados.

Ofrece algo

Ofrece algo de valor a cambio de que te den ese contacto o email. A todos nos gusta que nos regalen algo aunque a cambio tengamos que dar un dato. Te recomendamos que eches un ojo a otro de los posts de hace unas semanas en el que te dábamos ideas para captar clientes.

Si al usuario le ofreces un tutorial, un curso o un ebook a cambio de su email, lo tendrás mucho más fácil. La creación de contenido de calidad no solo te ayudará a incrementar tus contactos, sino también a conseguir una reputación en el sector.

Diversifica

Utiliza todo tipo de canales sin ser pesado. Puedes centrarte en hacer publicidad a través de Redes Sociales o a través de pop-ups en tu web, todas las ideas son buenas para conseguir datos de gente interesada de verdad, emails que sean de calidad.

Aprovecha el registro voluntario

Puedes tener una sección exclusiva en tu web o “solo para socios” con contenido relevante al que para acceder sea necesario introducir su nombre y email.

Estas son solo algunas ideas que te ayudarán a incrementar tu base de datos e ir creando una lista de calidad. Para cerrar el post tenemos que preguntarnos… ¿merece la pena comprar bases de datos externas? Para nosotros la respuesta rotunda es no. Viendo los problemas legales y de marca que podemos tener, es mejor no arriesgarse.