We have detected that your language is not Spanish. You may visit the English version here.

Si estás pensando en realizar una campaña promocional para conseguir nuevos clientes, fidelizar a los que ya tienes, o simplemente, para vender más, hay varios factores que debes tener en cuenta antes de comenzar.

Antes de salir de casa comprobamos que llevamos tres cosas: la cartera, las llaves y por supuesto, el móvil. Los smartphones se han incorporado a nuestra rutina diaria y lo utilizamos para buscar información, comprar, relacionarnos…

No en vano, el número de usuarios de teléfonos móviles en el mundo se ha duplicado en tan solo cuatro años. En España, hemos superado el 80 % de tasa de penetración, situándonos en el primer puesto del ranking europeo.

Un 93 % de los consumidores utilizan el móvil para buscar información. Sin embargo, a la hora de comprar a través del móvil, aún predomina la compra desde PC, aunque el m-commerce le sigue los pasos de cerca y año tras año, crece de forma exponencial.

Todo ello nos sitúa en un contexto en el que no queda lugar a dudas de la importancia de tener presencia en este dispositivo. Presencia y también, estrategia: como parte activa y dinamizadora de la estrategia multicanal de la empresa.

Si por ejemplo, has decidido focalizar tu campaña en Social Media, puedes multiplicar su difusión enviando un SMS con un link a la red social que te interese. Tienes la garantía de que tu mensaje será recibido y leído (un 90% de los sms son leídos a los tres minutos de ser recibidos).

Del mismo modo, si tienes una promoción especial en tu tienda online, con el SMS tu cliente estará a solo un clic para acceder a ella.

El marketing por SMS es uno de los canales de comunicación más cercanos y directos con el cliente. Pero además de la proximidad, el envío de mensajes online cuenta con otra importante ventaja: su inmediatez. Es una estrategia rápida y directa ideal para realizar acciones en tiempo real o por tiempo limitado.

promoción vía sms

OBJETIVO DE UNA CAMPAÑA DE PROMOCIÓN VÍA SMS

El punto de partida de cualquier campaña es definir el objetivo de la misma. Si en este caso vamos a lanzar una promoción: ¿qué pretendemos conseguir con ella?

  • Vender más.

  • Fidelizar a nuestra clientela.

  • Captar nuevos datos.

  • Reactivar usuarios.

  • Lanzar un nuevo producto.

  • Realizar venta cruzada.

Y así un largo etc. que dependerá de las características y circunstancias de cada negocio.

SELECCIÓN DEL TARGET DE LA PROMOCIÓN

Una vez hemos definido el objetivo es el momento de elegir a nuestro target. Segmentar al público objetivo es la base de una campaña es efectiva.

Una base de datos propia de calidad implica un importante esfuerzo en su creación y mantenimiento, pero también es garantía de éxito.

DISEÑO DE LA PROMOCIÓN

En función de nuestra audiencia, sus hábitos y costumbres definiremos el tipo de promoción que pondremos en marcha: incluyendo en el SMS un enlace a la landing page de la promoción o a la tienda online, cupones descuentos para la tienda física o el e-commerce, códigos QR…

En cualquier caso, hemos de encontrar la manera de motivar al usuario, y una vez lo hemos conseguido, estar a la altura de sus expectativas, de forma que sea cual sea el punto de contacto final, su experiencia de compra sea satisfactoria.

Si el usuario está en el móvil hemos de asegurarnos de ser mobile friendly. Si prefiere acceder desde el PC la web ha de ser usable y si acude a la tienda online, los procesos de compra, de registro o de pago, han de ser claros y sencillos. Cualquier contratiempo o exceso de tiempo o datos, provocará el rechazo del consumidor.

Por supuesto, en el caso de una promoción vía SMS hemos de incluir un Call To Action que le diga al usuario lo que debe hacer claramente y lo que recibirá a cambio.

En este sentido, para las campañas promocionales es importante tener en cuenta el principio de reciprocidad de Cialdini.

¿Qué es lo que ocurre cuando recibimos un regalo o beneficio? Pues que de forma más o menos consciente sentimos la necesidad de agradecerlo de alguna forma.

Las personas tendemos a comportarnos con la gente de la misma manera en que nos han tratado. Si se establece una comunicación fluida y agradable con el cliente, estaremos predisponiendo al usuario a responder de forma positiva a nuestras propuestas. Y es por ello que:

Los SMS promocionales son un punto de partida directo, sencillo y eficaz para construir una relación duradera con tus clientes.